22 de abril de 2024

ACERCA DEL ANUNCIO DE ALBERTO FERNÁNDEZ DE NO IR POR LA REELECCIÓN A PRESIDENTE

Somos respetuosos de la decisión del presidente y pensamos al mismo tiempo que la definición que él tomó ayuda en este momento. Hay que reconocer que el gobierno no cumplió con las expectativas y el programa que se generó en 2019. Esto sucedió por múltiples razones, algunas externas como la pandemia, la guerra o la sequía y otras por errores o políticas equivocadas. El pueblo esperaba otra cosa, esperaba mejorar la situación en la que nos había dejado el infierno macrista, pero hoy lamentablemente la gente está pasando muy mal.

Hay que decir también que aún en las duras condiciones internacionales la economía ha crecido, hay más producción y más riquezas. Pero ese crecimiento se lo llevan unos pocos, mientras vemos todos los días cómo los salarios pierden poder adquisitivo por la inflación y la pobreza se expande.

Que Alberto se corra de la contienda electoral y se concentre en tratar de resolver algunos de estos problemas es un gesto valorable. Abre al mismo tiempo la posibilidad de que en el Frente de Todos se vuelva a discutir un programa para enfrentar la dura situación que se vive y una síntesis de candidatos que permita sostener la unidad. Que al mismo tiempo empujen las medidas necesarias por una salida de esta crisis a favor del pueblo y de la patria. Necesitamos volver a entusiasmar a las y los argentinos y poder cerrarle así el paso a la derecha reaccionaria que viene por todo.

Cuando decimos que vienen por todo es que vienen por la Reforma Jubilatoria, con tarifazos brutales, ajuste y recorte en los gastos del Estado para salud, educación o la ayuda social. La privatizar las empresas públicas como hizo Menem. Cumplir a rajatabla con las exigencias del FMI, más endeudamiento y entrega. Incluso se animan a proponer una dolarización que no es más que la entrega de nuestra soberanía y la ruina de los salarios.

HAY SALIDA

Estamos convencidos que hay una salida y confiamos infinitamente en nuestro el pueblo. Las circunstancias son difíciles y nos exige estar a la altura, y sobre todo tomar las medidas que se deban tomar. Volver al camino que marcó el Aporte Extraordinario de las grandes fortunas. No podemos vivir bajo el chantaje constante del FMI, que nos pide ajuste y más ajuste, hay que romper ese acuerdo con el Fondo. No hay salida si ese acuerdo sigue en pie. Hay que ponerle un freno a los grandes especuladores y congelar los precios para parar la inflación ya. Necesitamos aumentar salarios, jubilaciones y programas sociales para recuperar poder adquisitivo. No va más la fiesta de las Leliq, hay que terminar el festival de bonos, y que esa plata en lugar de ir a los bancos debe volcarse a la producción y el trabajo. Tenemos que recuperar para la nación Argentina nuestros recursos estratégicos: litio, gas, petróleo, puertos, comercio exterior.

Ese camino es el que puede devolverle la esperanza a nuestro pueblo.

Juan Carlos Alderete

21 de abril de 2023